Con el retorno a las actividades presenciales, cada vez más personas regresan a las ciudades donde estudian. El requerimiento de las viandas tuvo un aumento progresivo en el 2021.

Al momento de iniciar la pandemia de coronavirus y suspenderse las clases presenciales en la Universidad Nacional de Misiones, muchos estudiantes regresaron a sus ciudades de origen. Ahora, con el regreso de algunas actividades presenciales, como laboratorios y prácticas, los alumnos de a poco retornaron a las regionales. Es así que estiman que para este segundo cuatrimestre habrá un aumento en los comensales de los comedores y también en los pedidos de albergues universitarios.

En diálogo con el secretario general adjunto de Asuntos Estudiantiles de la UNaM, Alexis Janssen, explicó que “este año se fue aumentado la demanda en el comedor. Entre marzo y abril, rondábamos los 250 estudiantes en el Comedor Néstor Kirchner y actualmente ya vamos con picos de unos 450”.

Este aumento en el número de estudiantes para retirar las viandas estiman que se debe a que “se van liberando algunas actividades presenciales. De a poco, los chicos están regresando a los lugares de estudio. Así que se prevé un incremento en el número de comensales en los comedores y en los albergados”, agregó.

En materia de actividades presenciales en la UNaM, Janssen precisó que algunas unidades académicas, entre ellas “la Facultad de Exactas organizó algunas clases de manera presencial para tercero, cuarto y quinto año. También hubo ciertos laboratorios, parciales y exámenes finales que fueron presenciales. Todo esto genera que se vayan acercando cada vez más estudiantes. Lo mismo sucede en las unidades académicas de Oberá y Eldorado“.

Aclaró además que, por cuestiones sanitarias, “el sistema de viandas va a continuar como sigue y los estudiantes lo tienen aceptado”.

En cuanto a la cantidad que asiste, detalló que “en el Comedor Néstor Kirchner asisten alrededor de 400 estudiantes para retirar el almuerzo de lunes a sábado y la cena de lunes a viernes. En el Comedor de Económicas concurren unos 250 estudiantes, es de lunes a viernes el almuerzo y cena. En Oberá, también rondan los 400 estudiantes, fue la regional con el mayor porcentaje de estudiantes que concurre, de lunes a viernes el almuerzo y la cena se entrega martes, miércoles y jueves”.

De acuerdo a los datos de la Universidad Nacional de Misiones, son alrededor de mil los estudiantes albergados en toda la provincia. Cabe recordar que el sistema de albergue es una beca y durante este año se tomó en cuenta la situación de la pandemia. Además, por las clases virtuales, las solicitudes nuevas para este año académico apenas fueron 15, de las cuales se otorgaron sólo 15 plazas.

Asimismo, durante el 2020 también se había organizado la entrega de módulos alimenticios a los estudiantes que estaban lejos de sus hogares en plena pandemia, mientras se organizaba el sistema de viandas en los comedores. Este año, sólo 60 estudiantes permanecieron en los albergues del Campus de la UNaM, donde ahora comienza a verse un mayor movimiento.

Para celiacos

Para los estudiantes que son celiacos, la UNaM también organizó un plan de ayuda desde antes de la pandemia. Al respecto, el secretario general adjunto de Asuntos Estudiantiles, Alexis Janssen, señaló que “tuvimos un número de 30 inscriptos y quedaron unos 12 estudiantes”.

Para estos casos, “desde Desarrollo Social de la Provincia ayudaron a los estudiantes celíacos. Desde la Universidad relevamos los datos de los alumnos para presentar su documentación. Mediante esto se gestionó que puedan recibir una ayuda mensual con bolsas de mercaderías con alimentos especiales y también verduras y frutas”, añadió.

Total Page Visits: 44 - Today Page Visits: 1