Hallaron un campamento con restos de fauna silvestre y elementos de los depredadores, los cuales fueron destruidos. 

Una patrulla del Grupo de Operaciones en Selva Zona Sur del Ministerio de Ecología detectó la presencia de cazadores furtivos en el Valle del Cuña Pirú. Fue durante patrullajes que los guardaparques del Parque Salto Encantado realizaron los días 6 y 7 de enero.

La primera recorrida abarcó la picada Libertad hasta el arroyo Torto y el llamado Lote de la Provincia. Siguiendo un sendero de furtivos de la zona llamada Primer Mirador llegaron al sector llamado Pozo de Piedra, donde llegaron a un campamento de cazadores.

En el lugar antes mencionado encontraron restos de fauna silvestre (tatú, pelos de agutí y venado).

El campamento y los elementos de los depredadores fueron destruidos. Luego la patrulla recorrió varios trillos, donde dieron con sobrados y saleros, los que fueron inutilizados.

Después bajaron por el arroyo Cuña Pirú hasta el Pozo Araza. Desde allí, por un sendero, salieron a la ruta provincial nueva 7, zona Alta Tensión. En total, completaron una caminata de siete kilómetros por el Valle.

En tanto, el 7 de enero, los guardaparques del grupo GOS recorrieron las márgenes del arroyo Torto y hallaron lugares de pesca como también una trampa París, que se encontraba en muy mal estado.

El patrullaje incluyó los caminos internos en prevención de incendios dada la sequía que afecta la zona.

Total Page Visits: 26 - Today Page Visits: 1