La intención era cobrarle a las empresas pero no a los usuarios de esos servicios, explicó el subdirector Gabriel Petta. Desde la Agencia Tributaria Misiones indicaron que la medida quedó sin efecto.

El Gobierno de Oscar Herrera Ahuad decidió dar marcha atrás con la idea impulsada por la Administración Tributaria de Misiones (ATM) de cobrar el impuesto sobre los Ingresos Brutos a los Proveedores de Servicio de Pago y las billeteras electrónicas.

La medida alcanzaba a todos los pagos y las transferencias de personas físicas o jurídicas por encima de 10 mil pesos mensuales, aplicando una alícuota de 2,45% para contribuyentes directos, 1.225% a contribuyentes comprendidos en el Convenio Multilateral y 2,45% para sujetos no inscriptos.

Se había publicado el miércoles en el Boletín Oficial de la Provincia y entraba en vigencia ese mismo día. Cada vez más personas y empresas utilizan este mecanismo de transferencia y hubiera sigo un golpe fuerte a los bolsillos de los usuarios.

Justamente, por esta razón, desde el Gobierno hicieron saber ayer que la medida iba a quedar sin efecto y le ordenaron al director de la ATM, Rodrigo Vivar, que diera marcha atrás con la medida.

Vivar no atendió a este Diario cuando se intentó consultar sobre el traspié. Quien sí confirmó el retroceso fue Gabriel Petta, quien asumió hace dos meses como Subdirector General del organismo recaudador pasando a ocupar numerosas funciones que antes le correspondían sólo a Vivar, quien sufrió una disminución de sus manejos y atribuciones.

Petta dijo ayer al mediodía que “estamos trabajando para dejar sin efecto la resolución” y agregó que “el espíritu de la norma es cobrarle a las empresas pero no a los usuarios”.

No se descarta que en la misma resolución que deja sin efecto la medida se apliquen las modificaciones que señaló el Subdirector. Es decir, la intención de la ATM es cobrar el tributo pero a las empresas que lucran como Proveedores de Servicio de Pago, no así a los clientes comunes.

Vivar perdió poder

Desde que asumió como Subdirector General de la ATM, el abogado Gabriel Petta empezó a ocupar funciones y tener atribuciones que antes le correspondían a Vivar, quien perdió poder.

Su cargo se creó recientemente, a medida, para darle más poder desde su sillón y restarle al Director General. Desde que asumió, todas las decisiones que antes las tomaba Vivar en soledad, ahora deben pasar por sus manos y deben tener su visto bueno.

En ámbitos políticos se comenta que hubo algunos manejos del Director que no cayeron bien y llevaron a la cúpula del gobierno a tomar esa decisión.

En el decreto 2156/21, donde se establecieron los cambios en el organigrama de Rentas, se detallan las nuevas atribuciones del estratégico cargo de Subdirector General: Ejercer la subrogación legal del Director Provincial de Rentas.

Reemplazar en caso de ausencia o impedimento alguno al Director Provincial de Rentas en todas sus funciones y con todas sus atribuciones; y “coordinar con el Ministro de Hacienda la ejecución de los servicios u obras a ser llevadas adelante por las empresas adjudicatarias o contratadas para el correcto funcionamiento, en todos sus aspectos, del servicio tributario informático de la provincia de Misiones u otro que lo reemplace con amplias facultades al respecto”.

Menos atribuciones
En diciembre se creó la Subdirección General de la ATM, cargo en que se designó a Gabriel Petta, un abogado que empezó a tomar decisiones y tener atribuciones que antes le correspondían a Vivar, quien perdió poder.

Total Page Visits: 22 - Today Page Visits: 1