Viste en Info.Victoria

Intendentes misioneros afrontan la quita de fondos nacionales y priorizan las áreas sociales para hacer frente a la inflación y la situación económica actual. Aseguran que la incertidumbre afina los números para cumplir con gastos de funcionamiento y la asistencia a sectores más vulnerables.

Obras paralizadas, más demanda de sectores vulnerables por la crisis económica y reuniones permanentes para hacer rendir la plata. Esa es la realidad con la que lidian hoy los intendentes de varias localidades misioneras.

En el caso de Jardín América, el intendente César Araujo, habló de los desafíos que enfrentan debido a los recortes de fondos por parte del gobierno nacional. Señaló que la falta de recursos impactó significativamente en diversas áreas, especialmente en el mantenimiento del parque vial y en los programas sociales.

«Estamos un poco complicados con lo que es nuestro parque vial. Hacemos el esfuerzo para poner en condiciones los caminos. Ahora para que empiece la zafra. Así que ese es el primer objetivo», declaró el intendente. Además, resaltó la colaboración de municipios cercanos, trabajando en conjunto para enfrentar esta situación.

Sin dudas otro de los aspectos más afectados por los recortes del Gobierno de Javier Milei, fueron comedores y programas sociales. Araujo que están tratando de ajustar todo lo posible en materia de gastos para mantener estos servicios, e incluso con la realidad de no poder afrontar algunos compromisos.

A pesar de los desafíos, Araujo mostró optimismo y confianza en que la situación pueda mejorar. «Tenemos confianza que sí, que se va a dar, se va a solucionar», afirmó el Intendente. No obstante, subrayó la importancia de resolver estas dificultades para poder llevar a cabo los proyectos planificados para Jardín América.

En Alba Posse se frenó la obra del nuevo puente sobre el arroyo Pindaytí

El intendente de Alba Posse, Lucas Gerhardt, admitió una creciente incertidumbre respecto al futuro financiero de la comuna como de lo que pase en el país. Por la decisión de paralizar las obras públicas por parte del Gobierno Nacional, se frenó la construcción del puente sobre el arroyo Pindaytí, viaducto ideado para agilizar la salida de la producción de la zona y fortalecer el turismo en esa parte de la provincia.

«En este momento estamos trabajando mucho en la parte social, con mucha incertidumbre sobre lo que va a pasar con los fondos nacionales», expresó el Intendente. Sin embargo, Gerhardt señaló que cuentan con el respaldo del gobierno provincial y que han mantenido un control riguroso de las cuentas municipales.

El impacto de los recortes se hace evidente en proyectos de infraestructura que están frenados. Uno de ellos es la construcción de un Centro de Desarrollo Infantil y el Puente sobre el arroyo Pindaití, que era financiado por el Ministerio de Obras Públicas de Nación. Gerhardt lamentó la paralización de estas obras, subrayando la importancia del puente para el transporte de productos agrícolas, especialmente desde municipios vecinos como Colonia Aurora.

La situación del puente afecta significativamente el flujo de producción y el comercio, con un puente alternativo restringido que dificulta el traslado de mercancías. «Hay un puente alternativo que lo hizo el Ejército, pero está limitado en la cantidad de toneladas o carga que soporta. Y es un dilema porque la producción está y hay que sacarla», explicó Gerhardt.

Contó que, a pesar de estos desafíos, el municipio se prepara para el inicio del ciclo lectivo con la fumigación de escuelas, desmalizamiento y puesta a punto de todo lo que implica el retorno a las aulas.

El alivio llega de la mano del comercio fronterizo

Pero no todo es pesimismo en Alba Posse. Gerhardt manifestó que el comercio, especialmente con Brasil, sigue siendo vital para la economía local, con un flujo constante de camiones que generan ingresos significativos para la zona. «Por la balsa actualmente se están pasando por día entre 30 y 35 camiones que vienen de Brasil y esto genera mucho ingreso económico en la zona», afirmó.

De todas maneras, se mantiene optimista y reafirmando su compromiso con la comunidad, aseguró tener determinación para enfrentar los desafíos venideros.

En Alberdi priorizan el mantenimiento de caminos y el área social

El Intendente de Colonia Alberdi, Juan Ángel González, destacó que su gestión apunta a la responsabilidad fiscal y que trabajan para poder cumplir con los gastos corrientes y en base a cuentas ordenadas seguir llevando soluciones a los vecinos.

González destacó la importancia de ajustarse a las circunstancias financieras, aunque reconoció que la situación económica es desafiante, especialmente debido a los recortes presupuestarios por parte del gobierno nacional. «Vamos viendo las cuentas de todas maneras, aún no se presentaron grandes problemas”.

En ese sentido explicó que todo el foco está puesto en el mantenimiento de los caminos, cuestión clave y necesaria para la zona productiva; además de la atención de las áreas sociales.

Ante la incertidumbre económica y la preocupación por la inflación, González instó a la comunidad a mantenerse atenta y comprometida con el desarrollo del municipio. «De todas maneras tenemos que ver y lo que va a ocurrir, porque viendo que la verdadera incertidumbre todavía aparentemente va a empezar a bajar lentamente la inflación», indicó el intendente.

Las obras nacionales están paradas, no obstante, ello, la Comuna continúa con fondos propios, realizando cordón cuneta y algunos empedrados. Para esto, destacó el pago de tasas municipales que es también un aporte de los vecinos de la localidad.

Campo Viera sin obras nacionales activas y un presupuesto desactualizado

Juan Maidana, Presidente del Concejo Deliberante de Campo Viera, contó que más allá del impacto directo de las políticas de recorte de fondos por parte del gobierno nacional, lo que tienen hoy es un presupuesto desactualizado con gastos que se han triplicado.

Aseguró que por estos días están en reuniones permanentes junto al intendente Germán Burger y su equipo para atender las cuestiones cotidianas.

Señaló la importancia de la prudencia y la responsabilidad en la gestión de los recursos municipales, especialmente en áreas críticas como la educación y la salud. Destacó los esfuerzos que realizan hoy desde el municipio para mejorar la accesibilidad a las escuelas rurales y combatir el dengue, trabajando en conjunto con el hospital local y los diferentes barrios.

En cuanto a obras, se frenó todo. No podrán contar con la obra de un bulevar sobre la avenida Eva Perón, la cual estaba prácticamente aprobada, cuyo proyecto quedó en la nada, debido también a la falta de interlocutores y referentes por parte del gobierno nacional.